Chile

Chiloé: una ruta por la enigmática isla

Chiloé, una de las islas más enigmáticas de Chile tiene una entretenida ruta que puede realizarse en unos días.

Tierra de mitos y leyendas, de exquisitas tradiciones y deliciosa gastronomía. Conocer el territorio insular de Chile es adentrarse en un mundo mágico, con mucha riqueza cultural y patrimonial. Chiloé, ubicada en la Región de Los Lagos, tiene una identidad que encanta a cualquier turista que la visite. Sus iglesias, sus pintorescas casas de palafito, su gastronomía típica y, sobre todo, su gente con una asombrosa tradición de mitos y leyendas, le dan a este archipiélago un carácter único e inigualable. La isla cuenta con un centenar de iglesias de madera construidas por los jesuitas y que en algunos casos datan del siglo XVIII. De ellas, 16 fueron declaradas Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en el año 2000. Al mismo tiempo la isla regala una inmensa biodiversidad natural, que se hace latente si se visita el Parque Nacional Chiloé, ubicado en las cercanías de Cucao. También el Parque Tantauco, al sur de Chiloé, asombra con sus diversas rutas de trekking y senderos que invitan a descubrir mágicos lugares. En cuanto al acceso a la isla, el aeropuerto de Chiloé recibe vuelos directos desde Santiago a través de las principales líneas aéreas nacionales. Pero la forma más común de llegar es desde Puerto Montt, específicamente la localidad de Pargua (60 km.), donde se toma un transbordador que demora alrededor de media hora.

¿Qué ver en la isla?

Castro

La primera imagen que se evoca cuando se visita Castro, la capital de la isla de Chiloé, es la de los pintorescos palafitos. Son casas de madera y tejuelas de alerce que se emplazan sobre un muelle con gruesos pilotes. Constan de dos frentes, uno hacia la calle, con la que se comunica a través de un puente, y otro hacia el canal, que posee una terraza superior que cumple la función de un patio y un nivel inferior que se utiliza para los trabajos de pesca, de acuerdo con las horas de marea. Es allí donde se amarran los botes que llevan a los isleños en su salida para buscar mariscos y peces. En el centro de la ciudad, la Plaza de Armas tiene gran cantidad de atractivos. Se puede visitar la iglesia San Francisco, Patrimonio de la Humanidad; y la plazuela Gamboa, donde se divisan gran cantidad de palafitos y la construcción naval artesanal que caracteriza a la ciudad. Variedad de trabajos en madera y utensilios de cocina chilota, además de chalecos de lana típicos, son parte de los artículos que se pueden ver en los diferentes puestos de artesanías de la ciudad, que se comparten con unos “palafitos cocinerías”, con lo más tradicional de la cocina chilota (cazuelas y pescados ahumados por un módico precio). También se puede visitar el Parque Municipal de Castro, donde se encuentra el Museo de Arte Moderno. Su exhibición varía cada año, con muestras temporales en sus distintas salas, donde se expone a artistas locales, nacionales e internacionales. También cuenta con una colección permanente de arte contemporáneo, compuesta por obras de más de 300 artistas chilenos. En Castro existe una gran variedad de alojamientos, incluyendo un hotel 5 estrellas (Enjoy Chiloé), varias opciones 3 estrellas, residenciales y cabañas.

Chonchi

“La ciudad de los tres pisos”, así es como se conoce a Chonchi, una localidad que realmente está construida en tres niveles naturales, en los cuales despliega su patrimonio arquitectónico y cultural. Para conocer en detalle el patrimonio de esta ciudad, ubicada a 25 km. al sur de Castro y que fue fundada en 1767, lo más recomendado es caminar tranquilamente por sus calles. De esta forma se aprecia la Iglesia San Carlos de Borromeo, declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco; la Calle Centenario, reconocida como Zona Típica; y el mercado en pleno borde costero, donde se pueden encontrar pescados y mariscos recién sacados del mar que baña a Chonchi y a la Isla Grande de Chiloé.

Dalcahue

Dalcahue significa “lugar de dalcas o canoas” y hoy es un importante centro artesanal, náutico, industrial y de intercambio para las comunidades rurales de islas cercanas a la Isla Grande y de la ribera del canal. Su feria o mercado es muy activo: abre los domingos y tiene una gran variedad en productos de lana como chombas, choapinos y frazadas, entre otros. Su iglesia, Patrimonio de la Humanidad, tiene un frontis con una serie de 9 arcos, con algunos sectores probablemente construidos por los jesuitas a comienzos del siglo XVIII. Dalcahue cumple el rol de balsadero para las embarcaciones que se dirigen a la Isla Quinchao, uniendo ambas islas mediante transbordadores que atraviesan el canal de Dalcahue. Sus costas rocosas son abundantes en moluscos y crustáceos, lo cual se traduce en una atractiva gastronomía marina.

2.Dalcahue.jpg
Dalcahue es un punto de conexión con el resto de islas del archipiélado de Chiloé.

Dalcahue es un punto de conexión con el resto de islas del archipiélado de Chiloé.

Quinchao

Desde el puerto de Dalcahue, tras navegar cerca de 5 minutos, se transborda a la gran isla de Quinchao, cuyos poblados principales son Curaco de Vélez y Achao. Este último conserva su portentosa iglesia de madera cuyas bases datan de 1690, y son Patrimonio de la Humanidad. También tiene mercado, centro artesanal, talleres náuticos, museo y un puerto menor. Visitar esta zona de la isla permite conocer las manifestaciones culturales y arquitectónicas propias de Chiloé. Desde Castro existen varios tours para visitar la isla por el día con un guía que explica todas las tradiciones e historia de este destino peculiar.

Parque Tantauco

Parque Tantauco, ubicado en el sector sur de la Isla de Chiloé, es uno de los lugares menos explorados del país y entre los más ricos en biodiversidad endémica a nivel mundial. Con 118 mil ha., este parque natural privado sorprende a sus visitantes por el impresionante número de ecosistemas y variadas especies, convirtiéndolo en un tesoro natural de nuestro planeta. Es uno de los lugares más importantes para realizar trekking y hiking en Chile. Hasta el momento los senderos suman más de 130 km., entre los cuales hay rutas de baja y de alta dificultad.

Parque Tantauco es un conjunto de obras realizadas por el arquitecto chileno Edward Rojas (Premio Nacional de Arquitectura en 2016), quien trabajó en el parque utilizando solo maderas que se mimetizan con el entorno natural, sin dañar el ecosistema, para implementar una serie de espacios públicos e infraestructura que potencien el turismo del lugar. La diversidad geográfica del parque permite el desarrollo de disciplinas como kayak, trekking, mountainbike y orientación.

En cuanto a alojamiento, está habilitado para camping, además posee unos domos y una casa de huéspedes, que cuenta con cuatro habitaciones dobles. Se recomienda reservar con anticipación ya que para llegar se debe coordinar el viaje con la administración del parque, sobre todo en temporada alta (diciembre a febrero).

Temas relacionados